Spitz Aleman

Spitz Aleman

Procedencia: Alemania

Utilidad: Compañía

Clasificación Alianz: Grupo VI

Resumen histórico: Los Spitz alemanes son descendientes del perro de la tundra de la Edad de Piedra « canis familiaris palustris Rüthimeyer », el cual más tarde se conoció como el « Spitz de las comunidades lacustres », siendo así la raza perruna más antigua de la Europa Central. Una gran cantidad de razas se derivaron de ésta. En países en donde no se habla el idioma alemán, los Spitz tipo lobo también reciben el nombre de Keeshond y los Spitz enanos se conocen como Pomerania.

Comportamiento: El Spitz alemán está atento constantemente, es activo y excepcionalmente dependiente de su amo. Aprende con rapidez y puede ser entrenado con facilidad. Su desconfianza hacia los extraños y su falta de interés por la cacería permiten considerarlo como el vigilante ideal para la casa y la granja.

Región craneal:

Cráneo: de tamaño medio, con forma de cuña, se estrecha hacia el extremo de la trufa. Vista desde arriba, es más ancha en la parte posterior.

Región facial

Trufa: Redonda, pequeña y negra; en todos los Spitz de color pardo es de color pardo oscuro.
Hocico: No muy largo.
Labios: No son colgantes; están bien adheridos y no forman pliegues en las comisuras. En todos los colores son de color negro, en los Spitz de color pardo son de color pardo.
Mandíbula/Dientes: fuertes y finos, con buena mordedura.
Ojos: Los ojos son medianos, de forma alargada, un poco oblicuos, de color oscuro.
Orejas: de inserción alta, son pequeñas, triangulares y puntiagudas. Se presentan relativamente juntas.
Cuello: El cuello es medianamente largo y presenta una inserción amplia con los hombros; en la nuca es ligeramente convexo, sin papada y cubierto de una melena en forma de collar.
Cuerpo: la línea superior se inicia en la punta de las orejas rectas y erguidas, y se prolonga, formando una ligera curva, hasta llegar a la espalda recta y corta.
Cola: de inserción alta y longitud media, muy tupida, se presenta recta en la raíz y se curva firmemente sobre la espalda.

MIEMBROS ANTERIORES:

Hombros: La escápula es larga, colocada hacia atrás en forma oblicua. Los hombros con buena musculatura son estrechamente unidos con el tórax.
Antebrazo: De longitud mediana, robusto y totalmente recto en relación con el tronco, cubierto de bastante pelo en forma de pluma en la región posterior.
Metacarpo: El metacarpo fuerte y de longitud mediana, forma un ángulo de aproximadamente 20° en relación a la línea perpendicular.

MIEMBROS POSTERIORES: Los miembros posteriores son muy musculosos, cubiertos de bastante pelo largo hasta la articulación del corvejón. Los miembros posteriores son rectos y paralelos entre sí.

Pies: Los pies delanteros son lo más pequeños posible, redondos, compactos, como pies de gato con dedos bien arqueados. Las uñas y almohadillas son negras en todas las variedades de Spitz, y sólo son pardo oscuras en perros de color pardo.
Movimiento: El Spitz se mueve con bastante coordinación, con un buen empuje y casi flotando en el trote ligero.
Pelo: presenta doble capa. El pelo de cobertura es largo, liso y separado. El subpelo es corto, denso y lanoso.
Color: spitz lobo; gris, negro y pardo. Spitz grande; negro, pardo, blanco, anaranjado, grisáceo y otros colores de el spitz mediano.

Tamaño y peso:

Spitz Grande: 46 cm, 8 kg
Spitz mediano: 35 cm, 6 kg

Defectos de esta raza:

  • Perro agresivo o temeroso.
  • Cualquier perro mostrando claras señales de anormalidades físicas o de comportamiento debe ser descalificado.
  • Fontanela abierta. 
  • Prognatismo superior o inferior.
  • Entropión o ectropión.
  • Orejas caídas.